Hay un “meme” que estuvo circulando mucho en Facebook y es la foto de un padre hablándole a un hijo que dice “Si tú tienes $400 y tu esposa tiene $600, el total de dinero en tu hogar son $400 no $1000. Si tú entiendes esta matemática, mi hijo, siempre habrá paz en tu hogar”.

 

Hemos vivido y sido educados y educadas en una cultura machista y aunque en este momento un hogar se mantenga con dos entradas de dinero es muy fácil dejarse llevar por la creencia (programa) de que la mujer tiene que ser mantenida y que el hombre debe de proveer.

 

Hay millones de mujeres que trabajan sin embargo muchas lo hacen porque es la única manera de mantenerse, no porque quieran o porque crean que los dos (en un hogar) tienen las mismas responsabilidades. Y muchos hombres aceptan que sus parejas trabajen pero por la misma razón porque con un solo ingreso no se mantienen no porque realmente se sientan bien “dejando que la mujer trabaje”.

 

Hay miles de mujeres “independientes” deseando ser mantenidas por un hombre rico y hay miles de hombres abiertos a que la mujer trabaje deseando tener todo el dinero del mundo para que la mujer no “tenga” que trabajar. Aun no hemos llegado a creer realmente que todo ser humano requiere ser independiente en todos los aspectos y áreas de su vida,sea hombre o mujer. Inclusive creo que sería mejor si enseñamos a los hijos a que sean independientes a temprana edad, incluyendo la parte económica. Y no me refiero a explotarlo u obligarlo a que trabaje, me refiero a que sepa ganar y manejar su dinero, y por qué no, enseñarlo a aprovechar sus talentos y habilidades para ganar dinero.

 

Aparte de vivir en un sistema de Autoridades y Obediencia, aun tenemos los roles de género muy marcados y los seguimos promoviendo y enseñando a las nuevas generaciones consciente o inconscientemente. Hay miles de mujeres que se dicen feministas defendiendo la igualdad entre los hombres y las mujeres y siempre están haciendo diferencias entre los hombres y las mujeres, o tratando de denigrar al hombre. Y hay miles de hombres que pareciera que están de acuerdo con que la mujer sea independiente pero que la siguen criticando y juzgando por como se viste y se comporta.

 

En esta Era de la Información y de redes sociales es muy fácil caer en el juego de los memes y los mensajes sarcásticos que en realidad lo que están haciendo es promoviendo lo que ahí se percibe. Cada quien percibe las cosas dependiendo los programas o creencias que hay en su mente (vida) por lo tanto aunque el que lo creó o lo compartió lo hizo con sarcasmo y burla (aparentemente), cada quien va a percibir lo que sus propias creencias o programas ejecuten. Esto es inconsciente, no es algo consciente.

 

La mente del ser humano es el imán más potente y poderoso que existe. Nuestra mente acepta todo lo que se le iguala e interpreta las cosas a su manera. Nadie estamos exentos de esto, ni siquiera la persona más inteligente en el mundo. Los seres humanos somos automáticos por naturaleza es por eso que requiero cambiar mis creencias, conceptos y programas que tengo si quiero cambiar mi vida. No basta con cambiar un hábito o acciones.

 

Tenemos totalmente comprobado que las personas no leen ni piensan cuando ven una publicación en las redes sociales, solamente interpretan lo que sus programas dicen y actúan. Es muy rara la persona despierta que se toma el tiempo para evaluar la información que recibe y decide por ella misma qué creer y que no creer. El 99.9% solamente sigue su percepción (programación) y ejecuta. Es casi lo mismo cuando comparte algo de lo que ve, solo se deja llevar por el sarcasmo, la emoción o lo superficial.

 

Un dato curioso es que muchos creen que su perfil en las redes sociales no tiene nada que ver con ellos que solo es para pasar el rato o divertirse, cuando en realidad describe totalmente la vida que está viviendo esa persona. Uno de los más grandes miedos del ser humano es ahondar en sus creencias, pensamientos y sentimientos porque ni siquiera el mismo se atreve a reconocer sus deseos y sus creencias. Y las redes sociales sirven para eso, para desahogarse “anónimamente”.  

 

Es el momento de poner atención a lo que estamos promoviendo y compartiendo en las redes sociales. Recuerda que la mente subconsciente no tiene humor, por lo tanto no ve lo chistoso como chistoso. Si lo estoy promoviendo o compartiendo es porque en el fondo (inconscientemente) tiene algo que ver conmigo. También tomemos en cuenta que no todos van a percibir el mensaje como yo lo percibo, lo que para mi es chistoso puede ofender a otros e inclusive puede llevar a otros a tomar decisiones drásticas. Y si piensas que en eso no tienes responsabilidad, existe algo que se llama energía y lo que das es lo mismo que recibes de eso nadie se escapa.

 

Por supuesto que es responsabilidad de cada quien como toma el mensaje y no tomarse las cosas personales y que bonito fuera que en realidad ejerciéramos eso, pero desafortunadamente la mayoría de las personas están en estados emocionales de estrés, frustración, dolor, sufrimiento, resentimiento, enojo, enfado o cualquier otra emoción que no los deja pensar solo sentir y reaccionar.

 

Las palabras y los mensajes tienen un gran peso.Se responsable con tus palabras y con los mensajes que compartes. Todos somos uno y uno somos todos. Si quieres un mundo mejor, que tu parte sea a favor y no en contra.

 

brazos y bendiciones,

Patricia Anaya

 

Patricia Anayaes la creadora del programa, membresía y la comunidad de YoSoyAbundancia.mey autora del Libro para niños “Los Tres Poderes, ¡La Magia de Amarse a uno Mismo! (www.LosTresPoderes.com) y “The Three Powers, Magic to Love Yourself! (www.TheThreePowers.com).

 

Únete a nuestra comunidad en facebook http://www.facebook.com/yosoyabundancia.me

 

¿Ya recibiste tu regalo? Recibe GRATIS “10 Secretos para Manifestar tu Felicidad y Abundancia Diariamente”, Visita hoy mismo http://www.YoSoyAbundancia.me